Deserción académica un motivo para la baja asistencia a clases

| Edúcate
572
Compartir en:

La pandemia afectó gravemente el acceso a la educación en todos los niveles, multiplicando así la deserción de años anteriores, situación que para los entes públicos y privados resulta alarmante. Las universidades privadas dependen de las matrículas para poder subsanar sus gastos, por lo que esto genera un duro golpe a la economía. Siendo así, las matrículas de jóvenes de primer semestre disminuyeron en un 37%; en ese mismo orden, estudiantes antiguos también desertaron de sus procesos educativos y poco más del 17% se inscribieron en el segundo semestre de sus respectivas carreras.

“...poco más del 17%
se inscribieron en
el segundo semestre...”

Según la ASCUN, muchos padres consideraron innecesario el seguir pagando por una educación virtual en la cual se veía un bajo interés y poca atención, lo cual provocó un alto índice de deserción. También el deterioro de la situación económica dentro de las familias, el bajo índice de apropiación del proceso de educación virtual y el restringido acceso a herramientas digitales y de información contribuyen en buena medida a reducir la calidad del aprendizaje.

“Según la ASCUN, muchos padres consideraron
innecesario el seguir pagando por una educación...”

Es importante que las familias inviertan en educación, pero cuando se tienen pocas ofertas de vinculación laboral debido a las coyunturas nacionales y globales, abordar el tema de educación virtual no representa una necesidad dentro de los gastos fijos del hogar. Es ahí cuando las brechas en acceso a educación que se vive en Colombia no solo muestran la forma en la que el sistema educativo del país está expuesto a múltiples amenazas del entorno, sino también la vulnerabilidad del proceso educativo que aviva aún más las problemáticas sociales que se viven actualmente.


Según estudios, el 49.3% de los jóvenes que dejan sus estudios es debido a la gran dificultad económica que tienen muchos para costearla y el 19% porque ve la necesidad de conseguir un trabajo antes que formarse profesionalmente
; así mismo, muchos lo ven como algo que a largo plazo no retorna la inversión que se hace. Por tanto, diversas voces plantean que no es factible introducir educación virtual en nuestro país, sin antes solucionar problemas de conectividad, estabilidad


económica de las familias y brechas sociales para el acceso a la educación superior.

Siguiendo nuestro sentido solidario, como cooperativa apoyamos a estudiantes con tecnología e insumos para que así puedan dar lo mejor de sí en sus actividades académicas. La pandemia nos ha dejado un gran reto de actualización e inversión que consideramos fundamental asumir para poder ejecutar un modelo educativo eficiente, de calidad y para todos.

Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto aquí.