Incapacidad médica: ¿Qué hacer como empleador?

45
Compartir en:
Incapacidad médica


Cuando un trabajador se encuentra incapacitado, ya sea por motivos comunes o laborales, suele surgir la pregunta de qué hacer una vez que la incapacidad termina. ¿Debo despedir al trabajador o seguir pagando su seguridad social

Respecto a este tema, el Artículo 16 del decreto 2351 establece que el empleador debe realizar los cambios necesarios en su personal para reubicar al trabajador, de manera que no se vea afectada su salud ni sus derechos, como el derecho a la igualdad y a la reubicación.

Es decir, usted como empleador, tiene un trabajador que está regresando de una larga incapacidad, que puede durar más de un mes o requiere de un tratamiento médico constante, es importante que solicite las recomendaciones médicas que deben ser prescritas por su médico tratante. De esta manera, se podrán tomar las medidas necesarias dentro de la planta de personal sin poner en riesgo su salud.

Esta obligación no solo se establece en la norma correspondiente, sino también en numerosos pronunciamientos de la Corte Suprema de Justicia que establecen que es responsabilidad del empleador no solo recibir, sino también reubicar a los trabajadores en situación de vulnerabilidad relacionada con su estado de salud.  

Ahora bien, de acuerdo al Concepto 087741 de 2021 Departamento Administrativo de la Función Pública, define que el término reubicación implica el traslado de una posición laboral a otra área dentro de la misma empresa, tomando en consideración la naturaleza de las tareas asociadas a dicha posición.

La razón de su origen está ligada a los requerimientos del servicio y se llevará a cabo a través de una acción administrativa emitida por la persona que designa, o por alguien a quien esta haya asignado esa autoridad, y se deberá informar al empleado que lo está llevando a cabo. El cambio de ubicación del empleo puede generar gastos de desplazamiento y reubicación, los cuales podrían ser compensados por la empresa. 

Por otra parte, el ministerio de trabajo considera que la reubicación laboral puede surgir debido a una incapacidad temporal en el trabajo o por recomendación de un especialista en Medicina Laboral, una vez que el trabajador haya recuperado su capacidad para volver a desempeñar sus funciones en la empresa o haya sido declarado con una incapacidad permanente parcial. Por lo tanto, el empleador debe reincorporarlo a su posición anterior a la incapacidad o cualquier otra en la que pueda trabajar. 

A partir de lo mencionado, se puede concluir que, para cumplir con la responsabilidad de ser reubicado en un nuevo puesto de trabajo, el empleado debe informar a su empleador acerca de su estado de salud utilizando informes y recomendaciones médicas. Esto le permitirá obtener una reubicación en un cargo diferente al que tenía previamente, siempre y cuando sea compatible con sus habilidades y capacidades. Sin embargo, es importante aclarar que la reubicación laboral no puede resultar en una disminución de las condiciones salariales que originalmente fueron acordadas.

Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto.