Modelo de negocio exitoso: constrúyelo con la herramienta canvas

| Reto Emprender
288 0
Compartir en:

Existen infinidad de ideas de negocio para emprender. Sin embargo, no todas serán exitosas ¿Sabes cuál es su secreto? Es su modelo de negocio. Sin él, es casi imposible tener una estrategia que pueda guiar a la empresa. Es la diferencia entre lanzar algo “a ver qué pasa” y hacerlo por el camino correcto.

¿Por qué es importante definir
un modelo de negocio?

Un modelo de negocio consiste en describir la forma en que se generará valor. Para ello deberás responder a preguntas como:

  • ¿Qué hago?
  • ¿A quiénes van enfocados mis productos o servicios?
  • ¿Qué es valor según mis clientes?
  • ¿Qué obtengo a cambio?

Esto te facilitará definir la segmentación de mercado y propuesta de valor. Por ejemplo, si ofreces celulares con pantallas más grandes, ¿realmente los clientes estarán dispuestos a pagar por ello? Para tu público, ¿el tamaño es una característica valiosa? 

También te ayudará a establecer precios y definir la forma de obtener ingresos. En consecuencia, conocerás la viabilidad de esa idea de negocio.

¿Por dónde empezar? ¿Qué pasos seguir? Para definir tu modelo de negocio, canvas te facilitará la tarea. Sigue leyendo para conocer cómo puedes usarla en beneficio de tu emprendimiento.

Canvas, herramienta para un modelo
de negocio ganador

¿Quieres iniciar tu empresa y buscas una idea revolucionaria? O ya tienes tu emprendimiento, pero ¿quieres hacerlo crecer? Para todo esto, el modelo canvas es tu mejor aliado.

Modelo de negocio

Ventajas 

  • Es una metodología sencilla y práctica que te ayuda a definir el modelo de negocio.

  • Resume en una sola plantilla o “lienzo” los aspectos clave de la compañía.

  • Se adapta a cualquier tamaño de empresa.

Primeros pasos con el modelo canvas  

El modelo canvas está formado por una plantilla dividida en 2 zonas. Del lado derecho encontrarás:

  • Segmentación de mercado: quién será tu cliente.
  • Propuesta de valor: cuál será tu oferta y ventaja competitiva.
  • Canal: cómo harás llegar tu mercancía al mercado.
  • Relación con el cliente: la manera en que tendrás contacto con el cliente (personal o automatizada).

Fuente de ingresos: cómo vas a hacer rentable tu negocio.

Y del lado izquierdo deberás incluir los bloques:

  • Recursos clave: todo lo que necesitas para poner en marcha tu negocio.
  • Actividades clave: las acciones más importantes que deberás realizar.
  • Socios clave: alianzas que te permitirán generar más recursos.
  • Estructura de costos: los gastos más importantes.

Recomendaciones para aprovechar
al máximo el modelo 

Para garantizar el éxito, los autores recomiendan definir muy bien cada una de las 9 áreas. No dejes nada al azar. Recuerda que la diferencia está en los detalles.

Este modelo facilita la participación de tu equipo de trabajo. Por eso te recomendamos ubicarlo en un pizarrón y usar post-its. De esta manera, todos podrán participar y discutir las ideas. O si te gustan las plataformas digitales, los sitios web Strategyzer, Canvanizer o Tuzzit te pueden ayudar.

Creando un modelo de negocio desde cero 


Veamos un ejemplo de una tienda en línea que ofrece café gourmet. Para el modelo de negocio, las áreas quedarían así:

  • Segmentación de mercado: personas que consumen café de manera regular disfrutando de la experiencia.
  • Propuesta de valor: café tipo prémium. La ventaja competitiva es que contará con servicio las 24 horas del día a través de internet.
  • Canal: como es una tienda online, el canal será el sitio web.
  • Relación con el cliente: para ser coherente con el medio digital, se emplearán chat, correo electrónico y WhatsApp.
  • Fuente de ingresos: pagos por cada artículo que adquiera el cliente.

  • Recursos clave: como es e-commerce, lo más importante será contar con un sitio web para la tienda. También necesitarás disponer de un stock de productos. Otro recurso es el humano. Podría ser una startup o PYME, es decir, formar un equipo menor a 250 empleados. Si te preguntas qué son las PYMES, se refiere a compañías pequeñas y medianas.
  • Actividades clave: selección y compra del café, atención a clientes y la gestión de envíos. Si tú mismo o alguien de tu equipo se hará cargo del sitio web y publicidad, deberás incluirlos en esta sección. En caso contrario, irán en la siguiente.
  • Socios clave: proveedores de café y empresas de mensajería.
  • Estructura de costos: incluye los salarios, el inventario, los envíos y la publicidad. 

Ahora que ya conoces cómo puedes ponerlo en práctica, pruébalo en tu emprendimiento. Te darás cuenta de que es más sencillo de lo que piensas. Además, te permitirá medir qué tan viable es esa idea de negocio antes de ponerla a funcionar.


Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto aquí.
banner-img