El flujo de caja proyectado permite mejores decisiones

| Reto Emprender
176
Compartir en:

Una de las mejores y más precisas herramientas de la gestión empresarial es el flujo de caja proyectado. Es una lista de entradas y salidas de efectivo esperadas para un período de tiempo (Barnard, F. s/f). 

gestion emoresarial

A través de esta representación del flujo de efectivo, se puede predecir el comportamiento del efectivo del negocio a futuro. Veamos de qué se trata.

Importancia del flujo de caja proyectado

El flujo de caja proyectado se usa como un sistema de advertencia (Hayward, L., s.f.). Puede:

● Identificar posibles déficits en los saldos de efectivo.

● Te permite identificar cuándo pueden ocurrir problemas.

● Prever contar con suficiente efectivo para pagar a los proveedores y/o empleados.

Igualmente, la administración financiera de tu empresa será más fácil y segura. Con una perspectiva más clara de tu negocio, podrás usar tus habilidades gerenciales con mayor confianza. Puedes, por ejemplo, diseñar estrategias de ventas conociendo exactamente cuánto puedes destinar a campañas de mercadeo y ventas.   

 En otros ámbitos del negocio, podrás planificar tu producción y gestionar eficientemente tu cadena de abastecimiento.

gerencial

Consejos para un efectivo flujo de caja proyectado

Todo negocio tiene una dinámica comercial y es importante analizarla adecuadamente. De ahí deriva la toma de decisiones más acertadas para este. En este sentido, tener un flujo de caja bien estructurado, que contemple todos los gastos fijos y las fuentes de dinero presentes y futuras, es vital. Veamos cómo construir uno. 


1. Determina tu saldo inicial

El saldo inicial es el monto en efectivo al comienzo del período. Generalmente, es el capital inicial de la empresa. Sirve para cubrir los costos iniciales.

saldo
ingresos


2. Calcula tus ingresos

Los ingresos son tus ventas. Bien sean de contado o a crédito. Otros ingresos son los préstamos o financiamientos. En este renglón debes colocar la suma de todos tus ingresos.

3. Pon mucho cuidado al calcular tus egresos

En este punto se suman todos los ingresos y se restan todos los egresos dando un saldo que dirá si el periodo tuvo un superávit (ganancias) o un déficit (pérdidas).

Los egresos son todos los pagos que hace la empresa para estar activa. Estos son:
● Pago a proveedores.
● Mano de obra directa e indirecta. 
● Gastos de:
-Fabricación.
-Administración.  -Comercialización. 
● Adquisición de activos.  

egresos

4. Deudas, financiamientos e impuestos

Los gastos financieros –préstamos, financiamientos- y otras obligaciones por ley –impuestos, compromisos laborales- son otros egresos que debes honrar, no importa si obtuviste utilidades o no. El total dependerá de la legislación vigente.

5. Saldo total

Para finalizar, al restar el saldo resultante de los ingresos totales menos los egresos totales, los montos de gastos financieros, y otras obligaciones, obtienes el saldo total del periodo. Este permite saber si se hizo bien o no. Además, te permite calcular varios indicadores de gestión. 

indicadores gestion

Beneficios de contar con un flujo de caja proyectado

Bien, ya tienes el flujo, todos los números, ya obtuviste los saldo totales y ¿ahora qué? Pues entras en la aventura de mirar al futuro. Veamos el siguiente ejemplo.  

Luego de ver que tus productos tienen una creciente demanda decides incrementar tu producción en un 20%. Esto significa que tus costos de fabricación se elevarán. Así mismo, el incremento de fabricación podría requerir adquirir nueva maquinaria o contratar más personal. En este último ítem es necesario que tengas en cuenta los consejos que tu gestión del talento humano te indique.

finanzas

Utilizando tu flujo de caja proyectado, incorporas los datos de tu proyecto de incremento de producción. Es decir, tus nuevos costos y nuevos ingresos. Esto te dará nuevos saldos totales y podrás ver su impacto en tus finanzas.  

Entonces verás si estás en la capacidad de incrementar la producción en un 20% o no. Es decir, que proyectas un resultado sin correr el riesgo de invertir y fracasar.

Indicadores financieros

A través del flujo de caja proyectado obtienes muchos indicadores financieros y de gestión. Entre ellos el punto de equilibrio, la Tasa Interna de retorno, el Valor Presente Neto, fundamentales para análisis de la marcha de tu negocios. Además, podrás determinar la rentabilidad de la empresa, tu tasa de crecimiento y la productividad que obtienes en un periodo determinado.

Como ves, la utilidad del flujo de caja proyectado es determinante para tu empresa. Esta es una de las herramientas que no debe faltar en tu arsenal de gestión. Para tener éxito en tus negocios, el flujo de caja asegura tu inversión y garantiza el crecimiento de tu empresa porque mejora la calidad de tus decisiones. 

gestion


¿Qué esperas para implementarlo? 

Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto aquí.