Hierbas aromáticas: sus sabores y beneficios saludables

321
Compartir en:
Hierbas aromáticas


Las hierbas aromáticas y especias son todas las plantas usadas en la culinaria para aromatizar las preparaciones. Desde siempre las hierbas aromáticas y especias han cumplido un importante rol en la cultura gastronómica de cada región del mundo.

Estas plantas se caracterizan por:

  • Tener el poder de cambiar totalmente nuestros platos, mejorando su sabor.
  • Ser sello de identidad de muchas culturas. 
  • Su naturaleza diversa, y su poder de potenciar el sabor y aromatizar.
  • Tener muchas propiedades medicinales y reducir la oxidación de las células retrasando el envejecimiento.

Cuando estas plantas están frescas se denominan hierbas aromáticas, y una vez que se encuentran secas y/o trituradas se les conoce como especias. Las hierbas aromáticas se usan en el último momento de la preparación de nuestras comidas, mientras que las especias pueden usarse al comienzo o al final de las preparaciones, aunque según recomendaciones de muchos chefs, estas deben utilizarse siempre al final.

Entre las hierbas aromáticas encontramos; albahaca, laurel, hierbabuena, romero, tomillo y entre las especias de mayor uso: canela, curry, jengibre, nuez moscada.

En coctelería, las hierbas aromáticas y especias más usadas son: canela, hierbabuena, menta, anís, clavo, jengibre.

Algunos de los beneficios del uso de hierbas aromáticas y especias son:

  • Su uso contribuye a la disminución del uso de sal, grasas y azúcares para realzar el sabor de las comidas, y de esta forma disminuye la probabilidad de ocurrencia de enfermedades cardiovasculares y metabólicas como la hipertensión y la diabetes. 
  • Disminuye el colesterol LDL o colesterol malo, propiedad atribuida especialmente al ajo, cúrcuma y jengibre.
  • Tienen un efecto flavonoide que confiere protección cardiovascular, en el caso de la manzanilla, el romero y el tomillo, que poseen alto nivel de flavonoides. 
  • Además de aportar sabores y olores, su uso aumenta el contenido nutritivo de las comidas.

Las hierbas aromáticas se usan cuando se requiere un sabor y aroma más delicado para nuestras preparaciones mientras que si lo que queremos es un aroma más concentrado, lo indicado es usar las especias. Para conservar las hierbas aromáticas frescas por más tiempo y en la mejor condición, envuélvelas en papel absorbente y guárdalas en la nevera en una bolsa plástica. Lávalas al momento de usarlas y no antes, para evitar que acumulen humedad y se pudran. Uno de los hábitos saludables que quiero implementar es utilizar más especias y/o hierbas aromáticas, en la preparación de mis comidas, así mismo te animo a que lo hagas.

Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto.