¿Cuándo empezar a hablar con los niños de dinero?

178
Compartir en:
Niña con dinero

Muchos estudios indican que se debe empezar a hablar a los niños de dinero desde el momento en que aprenden a contar y eso sucede a los cuatro años de edad, edad en la que ya tienen conciencia que pueden cambiar dinero por los objetos que quieren. 

A partir de los 4 años, en adelante, su conocimiento sobre el dinero va avanzando así:

  • A los seis años de edad pueden establecer si pueden o no comprar algo con el dinero que poseen.
  • A los siete años de edad pueden tomar mejores decisiones y tienen claridad sobre lo que significa ahorrar y gastar.

Ventajas de enseñar a los niños a manejar el dinero

  • Fortalecer la posibilidad de mayor independencia en el futuro.
  • Promover su conciencia con respecto a sus acciones financieras, lo que le permitirá tomar mejores decisiones. 

El Fondo Internacional de Emergencia de las Naciones Unidas para la Infancia (UNICEF), indica que los primeros conceptos que deben enseñarse a los niños, cuando estos tienen cinco años de edad son:

  • El precio de las cosas, objetos y/o servicios. 
  • Que el dinero disminuye a medida que se gasta o usa. 
  • Que el dinero puede guardarse mediante el ahorro. 
  • El valor de las cosas que ellos tienen y/o utilizan.

Seguramente te estés preguntando que más debe enseñársele a un niño con respecto al dinero, en términos generales se recomienda que:

Si el niño tiene entre cinco y siete años:

  • Debe conocer cuál es la procedencia del dinero, debe tener claridad del valor del esfuerzo y del trabajo que implica conseguirlo, y debe entender que el dinero circula en la sociedad.
  • Debe iniciarse en el hábito de ahorrar dinero y del cuidado de sus cosas, ropa, útiles, ahorro de energía (apagando las luces que no usa). 
  • Se le puede iniciar en el manejo de una mesada o dinero para onces.

Si el niño tiene entre ocho y 11 años debe:

  • Estar en capacidad de realizar un presupuesto. 
  • Ahorrar con un objetivo específico. 
  • Tener claridad con respecto a lo que quiere y a lo que necesita. 
  • Saber establecer prioridades con respecto al gasto del dinero. 
  • Estar en capacidad de posponer gratificaciones.

Si se trata de un adolescente, es decir, con una edad entre 12 y 16 años debe:

  • Aprender a priorizar y desarrollar la paciencia para lograr sus objetivos. 
  • Enseñárseles a consumir correctamente, es decir, que no gasten más de lo que tienen.
  • Recibir orientación para buscar formas de ahorrar y de tener un ingreso. 

Como padre y/o madre debes tener claridad que la educación en finanzas y dinero, la das tú, no el colegio o escuela donde matrículas a tus hijos y que tú educas no solo con palabras sino con tu ejemplo.

Este espacio es para comentarios acerca del contenido del blog, si requiere hacer alguna solicitud o información de alguna de las empresas del grupo si es Asociado a Coomeva Cooperativa por favor puede hacerlo a través de nuestros canales de contacto.